Las lágrimas de D'Angelo Russell cuando descubrió que iba a ser compañero de LeBron James

NBA
jueves, 14 marzo 2024 en 11:00
dangelo russell lebron james lakersimago1037711063h
La NBA está repleta de historias emocionantes, pero pocas son tan conmovedoras como la de D'Angelo Russell, escolta de los Los Angeles Lakers. Este talentoso jugador ha vivido un viaje que va más allá de las canchas, una historia que parece sacada de una película de Hollywood.
De niño, Russell era un devoto seguidor de LeBron James, el ícono del baloncesto moderno. Según reportes de ESPN, el joven D'Angelo confesó haber derramado lágrimas la primera vez que presenció en persona el juego de su ídolo. Junto a su padre y su hermano mayor, viajó desde Louisville hasta Indianápolis para ver a los Cleveland Cavaliers de LeBron enfrentarse a los Indiana Pacers. Aquel momento fue una semilla plantada en su corazón, una inspiración que lo impulsaría a alcanzar sus propios sueños.
Y ahora, años después, ese sueño se ha convertido en realidad de una manera sorprendente: D'Angelo Russell no solo comparte la misma cancha que LeBron James, sino que es su compañero de equipo en la búsqueda del codiciado título de la NBA.
El paso de Russell de ser un admirador incondicional a un compañero de equipo de su ídolo de la infancia es una historia que pocos podrían haber predicho. Desde su llegada a los Lakers en el trade deadline de la temporada pasada, Russell se ha establecido como una pieza fundamental en el éxito del equipo en la presente temporada.
Seleccionado como la segunda selección en el draft por los propios Lakers, Russell ha regresado al equipo que lo vio crecer como jugador, encontrándose ahora con LeBron James en el vestuario y en la cancha. Esta temporada, ha demostrado su valía promediando 18,0 puntos, 3,0 rebotes y 6,2 asistencias por partido, con un impresionante 47,1% en tiros de campo y un 42,4% desde la línea de tres puntos.
TITULAR DE GRAN VALOR
Desde que recuperó su puesto en la alineación titular a mediados de enero, su juego ha alcanzado nuevas alturas, promediando 22,5 puntos, 3,3 rebotes y 6,4 asistencias por partido en 26 juegos.
Para D'Angelo Russell, el viaje desde ser un niño con lágrimas de admiración hasta convertirse en una estrella de la NBA y compañero de su héroe de la infancia es un testimonio del poder de los sueños y la determinación. Y mientras él y LeBron James persiguen juntos el anhelado campeonato, su historia continúa inspirando a miles de aficionados en todo el mundo.